Tecnología

El ministro Bartol anunció que el Mides dio marcha atrás con la realización de la encuesta

abogado, derecho, leyes
Productores inician comercialización de 300 toneladas de papa nativa

El ministerio de Desarrollo Social (Mides) había decidido desembolsar $475.800 para contratar una consultora con el fin de “conocer el impacto en la opinión pública del trabajo del Ministerio de Desarrollo Social, y la evaluación comparada que los uruguayos tienen entre el funcionamiento actual del Organismo y el que tenían en el período anterior”.

La determinación no solo generó rechazo en la oposición, sino que generó que algunos miembros de la oposición, como el diputado colorado Walter Cervini, solicitara un pedido de informes para entender qué motivaba ese movimiento en medio de la pandemia.

Hace minutos, el ministro Pablo Bartol publicó una serie de mensajes en Twitter en la que abordó el asunto, explicando los motivos que llevaron al Mides a solicitar ese estudio y anunciando que “hemos decidido en conjunto con Armando Castaingdebat y Nicolas Martinelli cancelar la adjudicación de dicho trabajo de investigación”.

Las palabras de Bartol

El ministro anunció que realizará en las redes un hilo “sobre la investigación del Mides para evaluar su imagen institucional y otras informaciones de carácter estratégico”.

En él, escribió: “En declaraciones realizadas apenas asumimos la gestión, expresamos públicamente la necesidad de evaluar la imagen de la institución, como así también el conocimiento y el alcance sus programas sociales.

Conversamos con expertos en investigación social y resolvimos encargar un trabajo específico, para conocer en profundidad, los aspectos más relevantes en materia opinión pública.

En cualquier actividad profesional, la toma de decisiones se apoya en el manejo de datos internos y de opinión y esa fue la razón por la que en ese momento, decidimos solicitar una encuesta de alcance nacional.

En el transcurso de la planificación de la encuesta, surge la llegada del Covid y de ahí en adelante, nuestro foco estuvo puesto en atender las necesidades de los sectores más vulnerables y más aún de identificar aquellas personas por fuera de los sistemas de cobertura social.

Días atrás llegó la resolución formal del pedido de dicha encuesta y con ello la controversia acerca de ‘la oportunidad’ de invertir en esa herramienta de investigación.

No somos ajenos a lo discutible de la ‘oportunidad’ y en virtud de la sensibilidad expresada por decenas de allegados de todas las orientaciones políticas, hemos decidido en conjunto con Armando Castaingdebat y Nicolas Martinelli cancelar la adjudicación de dicho trabajo de investigación”.